Incertidumbre

Imagen de Federico Bebber

 

 No poseo nada
 ni siquiera la soledad
 echada a mi lado como un perro
 cuyos días de ayuno
 no doblegan la carne
  
 No poseo el barullo de las noches
 con sus estruendos fugaces
 altaneros como el miedo
 que se mira al espejo y solloza 
 sin poder esconderse
  
 No poseo los gritos que persisten cual ecos
 en el alma de los torturados
 ni los suspiros que dejan en evidencia
 el intercambio de parajes fluviales
  
 Ya no poseo la fuerza del odio
 en cuyo suelo erigí altas torres
 y deambulé en sus áticos
 una noche tras otra
 seguida por la respiración de una hiena famélica
 que no nació para hacer compañía
  
 No poseo la certeza de mi propia existencia
 ¿es real esta piel que se estremece?
 ¿son ciertas estas grietas en el alma
 dibujando deltas de ríos extraviados?
  
 No sé si es un sueño
 el roce de mis yemas sobre el viento
 o las cosas que mis ojos me muestran
 como las escamas en el tronco de un árbol
 o los anillos de un ser que se arrastra
  
 Ya no sé si la vida
 que tampoco poseo
 tiene letras grabadas 
 en la frágil vasija de un profeta sin vista
 o se va construyendo dentro de los ciclones
 donde todo transcurre en aparente desorden
  
 Una vez que las vueltas terminan
 es inevitable besar este suelo
 al cual soy arrojada de bruces
           *
           * 

Publicado por Nideska Suárez

Escritora venezolana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: